jueves, 29 de junio de 2006

Deportistas de hoy en día

Esta es la triste realidad. Para eso hemos quedado, para vestir camisetas de nuestros ídolos del futbol (eh, yo no, que conste, pero es algo que se suele ver a menudo), mientras que lo que mejor se nos da es el "sillonball". Y comer porquerías como donuts, bollicaos, palmeras... Criamos nuestras grasas con un mimo... Los índices de obesidad infantil crecen día a día en esta piel de toro; triunfan las hamburguesas, las pizzas y los perritos calientes; mucha gente pone cara de asco al oir hablar de ensaladas y la dieta mediterránea es, cada vez más, algo que hacían nuestros abuelos. Eso sí, llevamos Nike, Adidas, Slazzenger, Mito, Reebok y ropa deportiva que cuesta más que un traje de Armani. Y el que no, de Alcampo o Carrefour, pero ropa deportiva para no hacer deporte. Qué futuro más gordo nos espera... Y que conste que lo digo porque eso no es bueno para la salud, no porque sea más bonito estar flaco, ¿eh?Pues nada. Un saludo o siete...

1 comentario:

velice dijo...

Estoy completamente de acuerdo. Creo que la obesidad infantil es culpa única y exclusivamente de los padres... No entiendo cómo dejan que un niño pese tanto, no es bueno para la salud y le condenas a la obesidad por el resto de sus días...

Yo practico el sillonball, más bien lo hacía. Tuve una lesión de rodilla y he estado casi sin caminar desde el pasado septiembre. Ahora que puedo moverme, no paro de andar y bajo a nadar. Por ahora no puedo correr, pero estoy deseando coger una raqueta ya que me han prohibido la hípica.

Sólo te das cuenta de lo que pierdes sin hacer deporte cuando no puedes moverte y ves que sin comer absolutamente nada, engordas como el que más.

Free Hit Counter